Vivir en una nave industrial, ¿otra forma de transformar la ciudad?

¿Te imaginas en un futuro viviendo en una nave industrial? En este artículo de Renta Corporación Insights analizamos la actualidad del sector inmobiliario para hablar de una tendencia cada vez más recurrente: el reciclaje inmobiliario.

Desde hace tiempo, la normativa de protección ambiental prohíbe el uso industrial de naves en plena ciudad. Por eso, con el paso del tiempo la actividad industrial ha ido abandonando el casco urbano de las ciudades para mudarse a la periferia. Como consecuencia hay un gran número de naves obsoletas ubicadas en antiguos núcleos industriales que ahora están integrados en la ciudad.

Como muestra este artículo de El País, cada vez más arquitectos quieren demostrar que estas naves continúan siendo útiles para la sociedad. ¿Quieres saber más sobre esta tendencia que cada vez gana más relevancia?

Transformar una nave industrial en una vivienda con todas las comodidades

Ante la problemática de la falta de suelo disponible para construcciones de obra nueva en las ciudades, estas naves que han quedado obsoletas se acaban demoliendo para construir edificios residenciales.

Para conseguirlo, es necesario cambiar la clasificación de su uso industrial a residencial y este cambio solo se puede conseguir demoliendo completamente estas naves. Además, el cambio de uso provoca un incremento en el precio del suelo y, por consiguiente, el aumento del precio de las viviendas dando rienda suelta (en muchos casos) a la especulación inmobiliaria.

Con el objetivo de frenar esta situación, están surgiendo nuevos modelos de viviendas para aprovechar estas antiguas estructuras que aún tienen mucho potencial. Las naves industriales cuentan con espacios amplios, techos altos, mucha luz natural y espacios diáfanos perfectos para crear diferentes ambientes dentro del domicilio. Esta es una alternativa ideal para fusionar el ámbito doméstico y productivo.

El objetivo que persigue el reciclaje inmobiliario, como se llama a esta tendencia, es transformar estos espacios para adaptarlos a las nuevas necesidades de la población.

nave industrial

Conservar el patrimonio urbano adaptándolo a las necesidades actuales

Mantener y perfeccionar el legado arquitectónico y urbanístico a través del respeto y la belleza de los edificios de nuestras ciudades ha sido uno de los objetivos que perseguimos desde el inicio de nuestra actividad.

Por eso, la rehabilitación de edificios y, recientemente, la rehabilitación de naves industriales es y seguirá siendo una parte muy importante de la organización. Somos conocedores de la necesidad de transformar los activos que han quedado obsoletos para fomentar el desarrollo de las ciudades.

Rehabilitar una nave industrial para convertirla en una vivienda ya es una realidad ¿Por qué no hacer lo mismo con antiguas iglesias, granjas, molinos, caballerizas, salas de concierto…?

Diseñar el futuro de las ciudades está en nuestras manos. Y debemos hacerlo adaptándonos a todos los retos que el presente nos descubre a través de la innovación, la tecnología, las smart cities y la sostenibilidad.

“El pasado es un dintel que habla de ciudades nacidas como asentamientos humanos. El presente es una puerta a un nuevo concepto de ciudad que invita a repensar modelos de negocio, creatividad o diseño. El futuro es una ventana hacia el porvenir donde naturaleza, seguridad, conexión, transparencia y servicio son algunos de los elementos clave para la nueva ciudadanía”

Las ciudades visibles, Renta Corporación